Sonríe

La salud dental es muy importante por lo tanto no deberíamos descuidar, pero además, también es belleza estética y juventud. Una correcta higiene dental demuestra que tenemos dientes sanos, fuertes,  blancos, y encías bien cuidadas.

Higiene dental
Es muy importante cepillarse los dientes muchas veces al día por ejemplo al levantarnos, antes de acostarse y luego de haber comido cada comida.

¿Cómo realizar una correcta higiene dental?
Usar un cepillo adecuado para un buen cepillado
Cambiar el cepillo de dientes cada 3 meses mínimo
Cepillarse durante tres minutos

Otros consejos

Si bebemos líquidos ácidos como jugos cítricos, es necesario esperar al menos 30 minutos antes del cepillado, ya que se podría dañar el esmalte al cepillarse. Esperar 30 minutos nos permitirá a la saliva neutralizar estos ácidos de los jugos cítricos.
Debemos utilizar la cantidad necesaria para cepillarnos los dientes ya que utilizar mucha pasta de diente no es sinónimo de una mayor limpieza dental.
Mantener el cepillo de dientes limpio evitará la aparición de posibles infecciones
Cepillarse los dientes muy fuertemente puede dañar el esmalte y las encías.

El blanco de los dientes

La tonalidad de nuestros dientes depende mucho del color de la dentina y del esmalte obviamente. Ya que el esmalte es translúcido, va a depender mucho del grosor del mismo para que los dientes se vean más blancos o menos blancos. Además si el esmalte de los dientes está desgastado o manchado también tendrá un rol importante en el color de nuestra sonrisa.

La verdad es que no existe diente absolutamente blancos, ya que el color blanco no es su color natural del diente. Es por eso que acudimos al dentista para hacer un blanqueamiento.

El desgaste del diente se puede producir a lo largo de los años, pero siempre hay buenos consejos para disminuir el desgaste dental:

-Evita comer muchos dulces, éstos producen bacterias que se “comen” poco a poco al esmalte. Es muy importante luego cepillado.

-Evita los alimentos y las bebidas muy ácidos.

-La falta de hidratación y sequedad bucal impide que la saliva haga su rol de neutralizar los ácidos.

-Las dietas con azúcares no le hace ningún bien a tus dientes.

-Cepillarse muy fuerte puede estropear el esmalte y las encías.

Alimentos que pueden manchar los dientes
Todos los alimentos que tienen mucho color, son muy oscuros o muy ácidos suelen manchar los dientes, por lo tanto recomendamos evitarlos si es posible o no consumir frecuentemente.

-La salsa de tomate puede cambiar el color de nuestros dientes, y más cuando ésta es algo ácida.

-El curry puede dejar los dientes amarillos si se consume muy frecuentemente.

-El café, el té (incluyendo el té verde) o las bebidas carbonatadas pueden manchar los dientes, ya sea por su propio color o porque además son bebidas ácidas que erosionan los dientes y provocan que se manchen más fácilmente. El té verde mancha los dientes de color grisáceo y el té negro los deja amarillos.

-El vino también puede manchar los dientes no solo por su color sino que también por su acidez.

Encías rojas y sanas
Las encías también forman una parte muy importante de la salud bucal y en este caso, unas encías sanas van a mejorar la estética de nuestra boca.

La inflamación, el sangrado y la elevación de la encía son los tres puntos más problemáticos de esta parte bucal. Asimismo, es muy importante tener las encías sana sobre todo para evitar la pérdida de los dientes. Una encia inflamada no es bueno, es provocada por exceso de sarro y puede ocasionar halitosis. También si la encía la vez roja, eso quiere decir que hay una correcta circulación sanguínea, por lo que el diente se verá más blanco y la sonrisa más bonita sin dudas.

Fumar, algunos tratamientos farmacológicos, y una pobre higiene dental son los peligros de unas encías sanas. Una falta de correcta higiene en los dientes provoca que se acumulen sarro y bacterias entre la encía y el diente, causando la inflamación y el sangrado de la misma.

Volver

 

Comments are closed.

A %d blogueros les gusta esto: